Publicidad:
Publicidad

EN JUEGO - Torneos - Cadete FLL

El Real Madrid repite título



Ante el mismo rival que en 2013, el FC Barcelona, y por un marcador claro (73-53), el Real Madrid conquistó su tercer torneo Fundación Leucemia y Linfoma, el segundo consecutivo. Los blancos encarrilaron su victoria en el primer cuarto con un parcial...

VTorneoFLL RMABar1Ante el mismo rival que en 2013, el FC Barcelona, y por un marcador claro (73-53), el Real Madrid conquistó su tercer torneo Fundación Leucemia y Linfoma, el segundo consecutivo. Los blancos encarrilaron su victoria en el primer cuarto con un parcial de 18-0 que dejó en nada el 0-6 inicial a favor del Barça. Después,  Óscar Méndez (24 puntos, 23 de valoración y MVP de la final) y José Sánchez (14 puntos, 15 de valoración y en el cinco ideal del torneo) lideraron la resistencia ante los sucesivos intentos del Barça. Antes de la final se disputó el encuentro por el tercer puesto, con victoria del Unicaja Málaga sobre el Tuenti Móvil Estudiantes por 56-73.



 

 

FINAL

REAL MADRID 73 - FC BARCELONA 53

Estadísticas

Vídeo de la final en BasketCantera.tv

Real Madrid contra Barcelona. Una vez más. La final del torneo en 2014 tenía los mismos protagonistas que en 2012 y 2013. La primera se la llevó el Barça, la segunda el Madrid, la tercera empezó con la misma intensidad de siempre en los clásicos y con mínima ventaja azulgrana (Álex Esteban) desde los tiros libres. En los primeros minutos, Esteban fue el invitado inesperado en el duelo de la pintura entre Babacar Fam y Joan Sorolla (faltaban Adrián Nosa en el Madrid y Nikola Zizic en el Barça, lesionados el sábado). Con 0-4, el técnico madridista, Marc Pulles, paró el crono. Era complicado frenar al Barça y aún más llegar a territorio enemigo. Por eso a los cinco minutos  de juego, seguía ese 0-4, que amplió Miki Puig tras un robo en defensa. La sequía anotadora del Madrid empezaba a ser alarmante. Hasta que José Sánchez acabó con la preocupación y Óscar Méndez puso la directa para empatar a 6. Fue el comienzo del acelerón blanco, rapidez y contundencia para un demoledor parcial de... ¡18-0!, mate incluido de Diego de Blas, mientras todos los intentos de los azulgrana acababan en agua. Con el partido inclinado hacia un lado, al Barcelona le salvó la bocina del primer cuarto.

VTorneoFLL RMABar2Daniel González presiona a Eric Fernández ante la mirada de Jaime Cubero.

Tras la pausa para pensar llegó la (muy necesaria para el Barça) canasta de Álex Esteban y el despertar azulgrana, interrumpido por otro mate, este de Babacar Fam. El Barcelona no se dejó intimidar y respondió con un tapón de un sensacional Miki Puig, que tiraba de los suyos para combatir efectividad de los blancos. Aunque a 6:56 para el descanso, el Madrid doblaba a su rival (24-12), un triple de Puig apuntó que aún quedaba mucho, muchísimo, partido. Lo confirmó el 24-21 apenas dos minutos después. Los Madrid-Barça son varios partidos dentro de uno, con subidas y bajadas. Tras la remontada de los azulgrana, Méndez (14 puntos en los 20 primeros minutos) volvió a empujar al Madrid, que se fue hasta 32-25 antes de un mínimo recorte del Barça antes del descanso.

VTorneoFLL RMABar3bEl Real Madrid se mantuvo casi siempre por delante.

Los dos equipos volvieron a la carga en el tercer periodo, en el que Madrid volvió a escaparse hasta los diez puntos (41-31). El Barcelona estaba otra vez ante una cima que escalar, y encima, en lo más alto de la montaña, disparando, aparecía un acertado Óscar Méndez. La tercera falta frenó al base blanco, pero Diego de Blas tomó el relevo en el apartado anotador. Y, cuando el Barça se acercaba, José Sánchez mostró las uñas para arañar tres rebotes seguidos, Jaime Cubero anotó bajo el aro y Manuel Teno se inventó un triple. El Madrid se marchaba y a siete minutos para el final además de mantenerse trece arriba (58-45) tenía el control, siempre con Méndez (de vuelta a la cancha) como punta de lanza en los contraataques. A falta de tres minutos, con 69-49 y un Madrid demoledor en cada ataque, prácticamente acabó la final y empezó la fiesta de los blancos, que conquistaban así su tercer torneo Fundación Leucemia y Linfoma (2011, 2013 y 2014), los dos últimos ante el mismo rival. Después, llegó la entrega de trofeos, con Óscar Méndez coronado como MVP de la final.

 

TERCER Y CUARTO PUESTO

ESTUDIANTES 56 - UNICAJA MÁLAGA 73

Estadísticas

Vídeo del partido en BasketCantera.tv

VTorneoFLL EstuUni2Estudiantes y Unicaja disputaban un duelo por el bronce de lujo, la repetición de la final del pasado Campeonato de España infantil con las mismas generaciones, y los dos equipos respondieron con una salida en tromba; más los malagueños (plata en aquella final), que se adelantaron gracias a la fuerza de Biram Faye, autor del 2-8. A Faye le acompañaban Carrillo, Moreta o Carralero..., que lanzaban en velocidad a su equipo. Así con 2-13, el técnico colegial, Joaquín Asensio, tuvo que pedir su primer tiempo muerto para evitar males mayores. Su equipo comenzó a emplearse a fondo, creando varias opciones en ataque, y alguna tenía que caer, como la de Adams Sola (4-13) o la de Marcos Moldovan (8-16). El Estu comenzaba a espabilar y el partido se animaba, aunque era difícil frenar a un Unicaja que al final del primer cuarto ya estaba catorce arriba: 8-22. Faye se sentó en el segundo y las fuerzas se igualaron en la pintura. En defensa, los colegiales apretaron los dientes; en ataque buscaron al desequilibrante Sola, y, como consecuencia, el margen empezó a estrecharse (15-24), tanto que Julio Soler hizo volver a su pívot para que las aguas volvieran a su cauce, y así sucedió: al descanso, 18-31.

El Estudiantes lo intentó tras el descanso con un derroche de esfuerzo. Marcos Moldovan seguía combatiendo con Faye, mientras Sola y Óscar Jiménez buscaban las penetraciones desde los laterales, pero no había forma humana de reducir la ventaja de los malagueños que a 5:40 para el final del tercer cuarto ya estaba en +18 (22-40). Cuando bajó de ahí (34-48 a 1:08), Julio Soler reaccionó enseguida parando el crono. El Estudiantes ponía la épica y el esfuerzo; el Unicaja, la solidez y la efectividad, y la diferencia apenas se movía: 36-53 en el tercer cuarto. Un guión que se mantuvo inalterado en el último periodo, ya con el conjunto andaluz instalado en la frontera de los veinte puntos.

Publicidad:
Publicidad
Publicidad:
Publicidad
Publicidad:
Publicidad
Publicidad: