logo 10 Radio logo Aid&Credit logo Asisa  logo Baden  logo Gant  logo GestNow Players logo Osiberia logo Puleva  logo Ribé Salat   logo Spalding

El crecimiento de la FBM, en Onda Madrid
Técnica individual... a todo ritmo
Preferente cierra el año y la primera fase
Lo importante es mantenerse
Arrow
Arrow
Slider
El crecimiento de la FBM, en Onda Madrid
Técnica individual... a todo ritmo
Preferente cierra el año y la primera fase
Lo importante es mantenerse
Arrow
Arrow

Horarios Resultados FBM

Estadisticas en directo

VIII Torneo FLL

minibasket2

Logo DiaMini17 pq

Los sorteos de las categorías que finalizan su Primera Fase en esta próxima jornada y que estaban programados para el próximo martes 19, se trasladan al miércoles 20 de diciembre a las 18:00 horas.

"Queremos llenar el Canal"

EntrevistaTeresaPVillota1Teresa Pérez Villota (Madrid, 6 de marzo de 1944) comenzó a jugar al baloncesto en su colegio, el Asunción. De allí pasó al CREFF Madrid, que acaparó los títulos nacionales en los años sesenta bajo la dirección de Ita Poza, y a la primera selección nacional femenina. Desde la década de los noventa preside el nuevo CREF, cuyo primer equipo jugará la próxima temporada en Liga Femenina. Su próximo objetivo pasa por convertir el pabellón del Canal de Isabel II en el epicentro del baloncesto femenino en la Comunidad, empezando por el torneo que se celebra este semana, en homenaje a Ita Poza, con los equipos madrileños de LF y LF2.

 

 

¿Cómo empezó con el baloncesto?

En mi colegio, el Asunción de Velázquez. Ita Poza era la profesora de Educación Física de varios colegios de Madrid. En los recreos o a mediodía nos enseñaban baloncesto y se le ocurrió coger a las tres o cuatro alumnas de cada centro que jugaban mejor. Así formó el CREFF [Colegios Reunidos de Educación Física]. Había un CREFF A, un CREFF B, un CREFF C... En el A estaba mi hermana Gena; en el B, otra hermana mía, Mamen, y, entre otras, Esperanza Aguirre.

En la década de los 60, el CREFF dominó el baloncesto femenino nacional...

Sí, el primer año quedamos subcampeonas de España en San Sebastián. Algunas tenían ese día la entrega de bandas en el colegio, volaron con el uniforme del colegio y con la banda, al llegar al campo se quitaron la banda, jugaron con el uniforme y quedamos subcampeonas. Al siguiente año ganamos el Campeonato de España y así estuvimos nueve años consecutivos [la FEB solo reconoce oficialmente al CREFF siete títulos de Liga Femenina, desde 1964].

¿Era fácil que una chica se dedicará al baloncesto? ¿Había más obstáculos que ahora?

Nosotras lo tomábamos como algo normal. A nuestras familias les gustaba el deporte y nos animaba. Para nosotras ponernos a jugar al baloncesto no era nada extraordinario, era como ir a cantar al coro o hacer teatro, otra actividad extraescolar más.

EntrevistaTeresaPVillota2b
Su ficha como jugadora en la temporada 1968-69.

¿Y cuando acabó el colegio?

Lo mismo. Formanos un grupo muy unido y homogéneo durante muchos años y con los entrenamientos o los viajes, como la participación en las Copas de Europa, se creó mucha amistad entre nosotras y nuestras familias, además de un alto grado de compromiso. Éramos profesionales sin serlo, porque no había dinero de por medio. De hecho, casi éramos del Real Madrid. Raimundo Saporta quiso impulsar el baloncesto femenino y nosotras jugábamos nuestros partidos europeos en el pabellón de la Ciudad Deportiva antes que los suyos. Después celebrábamos una cena conjunta los cuatro equipos.

¿Qué le ha aportado el baloncesto?

Una manera de vivir, de ser, espíritu de superación... El baloncesto y mi vida han estado muy unidos. Ahora me sigue llenando igual que como cuando era jugadora. Me encanta estar a la cabeza de este club y haber continuado de alguna manera la labor de Ita Poza.

¿Cómo era como jugadora?

Jugaba como base escolta, pero era muy libre. Solía hacer lo que me daba la gana en casi todas las situaciones. Entonces jugábamos un baloncesto más estático, con menos libertad de movimientos que ahora, pero cuando nadie se lo esperaba yo aparecía por un sitio... Rompía los esquemas de las rivales, pero también de mis compañeras porque me saltaba la jugada [risas].

Igual que sucede ahora, ¿el baloncesto femenino tenía menos presencia en los medios de comunciación?

No, entonces había muchísima prensa para el femenino. Marca tenía los miércoles el suplemento Ellas, con todos los partidos de la competición femenina, entrevistas, reportajes... Se seguía mucho más que ahora, quizá porque, en general, había menos oferta deportiva. El baloncesto femenino estaba en alza y muy apoyado por la prensa y la federación.

En esos años también comenzó la selección femenina...

Sí, en 1963 se formó la primera selección absoluta femenina, en la que estuve. En esos años se jugaban pocos partidos de selección española como tal, pero si había Juegos del Mediterráneo o Universiadas mandaban al CREFF, quizá porque era más cómodo, y más barato aparte de que casi jugábamos solas. Y en la selección estábamos seis del CREFF.

EntrevistaTeresaPVillota3
Teresa Pérez Villota entra a canasta sorprendiendo a una rival.

Al frente del CREFF estaba Ita Poza, a quien se rendirá homenaje esta semana en el Torneo de Baloncesto Femenino [8 al 13 de septiembre en el Canal de Isabel II], ¿qué representa Ita Poza en el baloncesto femenino español?

Con su esfuerzo y dedicación, fue la gran pionera de levantar el nivel de nuestro baloncesto. Siendo bajita, fue una buena jugadora, con unas facultades físicas tremendas, mucho carácter, apasionada del baloncesto y de la dirección de partidos, además de formadora de todas las chicas, no solo como jugadoras sino también como personas. Su vida fue el baloncesto y especialmente su CREFF. Ahora tiene 88 años, vive en Galicia, está muy bien de salud y sigue haciendo vida deportiva.

En los años 90, fundó un nuevo CREF, ¿con qué objetivo?

La continuación de aquellos años. Quería que las nuevas generaciones pudieran disfrutar de lo mismo que yo, sentir todo lo que había sentido, y llevar el baloncesto a las familias con el mismo espíritu de equipo, de amistad y de formación con la máxima calidad posible.

¿También tener un club en el centro de Madrid?

Sí, siempre he peleado por eso. En el centro de Madrid es muy difícil practicar tu deporte cuando sales del colegio. En cambio, vas a Fuenlabrada, Pinto, Móstoles, Majadahonda o Las Rozas y tienes clubs con muchos equipos, buenas instalaciones... Pero ¿cómo vas a hacer que un niño de 12 años que viva en centro de Madrid tenga que desplazarse hora y media de ida, y hora y media de vuelta?

Una de las cimas del club ha llegado con el ascenso a Liga Femenina...

El año fue muy bueno. Desde el principio se juntó un grupo excelente de jugadoras. En eso tuvo mucho que ver Antonio Pernas, que busca jugadoras entregadas, que formen un grupo unido, que sean profesionales pero también tengan un alto nivel de compromiso.

¿Cuál es la meta en la máxima categoría?

Los fichajes han sido muy pensados y trabajados para seguir en esa línea. Importan más la entrega y el compromiso que el nombre, aunque algunas también lo tienen, por supuesto. El objetivo es no solo mantenernos sino hacer una temporada aceptable. Enseguida veremos si hacemos acertado o no. Espero que sí. También quiero agradecer el apoyo de la Comunidad de Madrid.

¿El primer objetivo es llenar cada fin de semana el pabellón del Canal?

Sí, claro, y creo que lo vamos a conseguir. Aparte de que el pabellón no es excesivamente grande, creo que la gente está deseando ver a todos los equipos que van a venir, que son los mejores de España.

En los últimos años, las jugadoras jóvenes con más talento se está marchando a Estados Unidos y las ya consagradas a clubs europeos con mayor poder económico, ¿como ve la situación actual del baloncesto femenino?

La salida de las júnior a Estados Unidos es fantástico para ellas porque vuelven con un inglés perfecto, una carrera... El problema es que a veces el baloncesto impide tener unos estudios. Esta opción te lo permite, pero también es muy dura y hay chicas o chicos que no lo aguantan y se vuelven. Mientras, en nuestro baloncesto se forma un vacío de gente joven que tenemos que cubrir con jugadoras extranjeras. Todo esto podría cambiar si hay más facilidades para que estas jugadoras se queden, quizá mediante acuerdos con las universidades para que los deportistas tengan aquí lo mismo que allí, que puedan jugar y estudiar. A lo mejor así no tendrían que marcharse e incluso podrían venir otras de fuera.

EntrevistaTeresaPVillota4Con Esther Moreno y María Espín tras la victoria del CREF el II Torneo de LF2 de la FBM, en octubre de 2014.

Hablamos sobre todo de chicas, pero en el CREF también hay chicos, y con éxitos recientes como el título de Madrid Preinfantil.

Sí, fue una victoria fantástica, con el mismo estilo: chicos muy entregados que se dejaron la piel en el campo y consiguieron ser campeones de Madrid, un experiencia única.

Con el primer equipo en Liga Femenina, ¿cuáles son ahora las metas del CREF?

Que la gente lo conozca, que se vea que hemos vuelto a la máxima categoría y, si las cosas van bien y encontramos apoyos, a lo mejor salir a Europa en las próximas temporadas. No hay topes.


 
 

Conoce Nuestros Clubs

  • 1
  • 2

Publicaciones

  • 1
  • 2

Protagonistas

  • 1
  • 2